suministrosinformaticos.es.

suministrosinformaticos.es.

Cómo ahorrar en tinta o toner sin sacrificar calidad

Cómo ahorrar en tinta o toner sin sacrificar calidad
La impresión en casa o en la oficina puede ser costosa, especialmente cuando se trata de los suministros necesarios para mantener la impresora funcionando. La tinta y el tóner son dos de los suministros más costosos, lo que puede representar un gasto importante para cualquier persona o empresa que imprima con frecuencia. Afortunadamente, hay formas de ahorrar en tinta o tóner sin sacrificar la calidad. En este artículo, vamos a discutir algunos consejos para ahorrar en estos suministros.

Compre cartuchos de terceros o recargue los cartuchos originales

Una de las formas más efectivas de ahorrar en tinta o tóner es comprar cartuchos de terceros en lugar de los cartuchos originales del fabricante. Los cartuchos de terceros pueden ser hasta un 50% más baratos que los cartuchos originales, mientras que aún proporcionan la misma calidad de impresión. Estos cartuchos son fabricados por empresas diferentes del fabricante de la impresora y son perfectamente compatibles con las impresoras. También puede considerar comprar cartuchos recargables. Los cartuchos recargables son recargados con tinta o tóner en lugar de ser reemplazados por completo. Esto significa que solo tiene que comprar la tinta o el tóner en lugar de un cartucho completamente nuevo. Si bien es importante asegurarse de que se use la tinta correcta para evitar dañar la impresora, recargar cartuchos es una excelente forma de ahorrar en los costos de los suministros.

Use ajustes económicos

Al imprimir, es importante ajustar los ajustes económicos para ahorrar en tinta o tóner. Muchas impresoras tienen una opción de impresión económica que puede ajustar la cantidad de tinta o el toner utilizado para imprimir una página. Además, puede ajustar la calidad de la impresión para imprimir en modo de borrador, lo que reducirá drásticamente la cantidad de tinta o tóner utilizado. Además de ajustar la calidad y la cantidad de tinta, también puede ajustar los márgenes de la página. Al reducir los márgenes de la página, puede imprimir más en una sola página, lo que significa que utilizará menos papel y, por lo tanto, menos tinta o tóner.

Considere la opción de tinta continua

Si imprime con frecuencia y busca una forma de reducir significativamente los costos de tinta o tóner, una opción que debería considerar es la de tinta continua. La tinta continua, también conocida como sistema de tinta continua (CISS), es un sistema que reemplaza los cartuchos tradicionales con tanques de tinta más grandes. Los tanques se conectan a la impresora mediante tubos y, en lugar de tener que reemplazar los cartuchos, simplemente necesita agregar más tinta a los tanques. El costo inicial es mayor que el de los cartuchos tradicionales, pero los costos a largo plazo son menores, ya que solo tiene que reemplazar la tinta y no el cartucho completo. Además, la tinta continua no se agota tan rápido como los cartuchos tradicionales, lo que significa que no tiene que reemplazarla con tanta frecuencia.

Compre en cantidad

Otra forma de ahorrar en tinta o tóner es comprando en cantidad. Muchas tiendas que venden suministros informáticos ofrecen descuentos por volumen, lo que significa que cuánto más compre, mayor será el descuento que obtendrá. Si sabe que va a imprimir con frecuencia, considere comprar en cantidad para ahorrar dinero a largo plazo.

Recicle los cartuchos viejos

Por último, pero no menos importante, recicle los cartuchos viejos en lugar de tirarlos a la basura. Muchas tiendas que venden suministros informáticos ofrecen programas de reciclaje de cartuchos, lo que significa que puede dejar los cartuchos viejos en la tienda para su reciclaje. De esta forma, contribuye al medio ambiente y también puede recibir descuentos en futuras compras. En conclusión, hay muchas formas de ahorrar en tinta o tóner sin sacrificar la calidad. Si sigue los consejos mencionados anteriormente, puede ahorrar mucho dinero en suministros y también contribuir al medio ambiente. Al comprar cartuchos de terceros o recargar cartuchos viejos, ajustar los ajustes de impresión económica y comprar en cantidad, puede reducir significativamente los costos de tinta o tóner. También considere la opción de tinta continua si imprime con frecuencia.